Ojalá nunca tenga que ser funcionario

prisons

Miles de españoles se presentan todos los años a exámenes de oposición para obtener un puesto como funcionario del estado, ¿en qué consiste el trabajo? eso es lo de menos, lo importante es tener un puesto fijo en el que, por muy mal que lo hagas no te puedan echar.

Ojalá nunca tenga que ser funcionario” es una frase prohibida en este país, por la que la gente se siente insultada e indignada, a mi lo que me insulta e indigna son las personas que se condenan de por vida a un trabajo para el que no tienen ninguna vocación por el miedo a fracasar en la lucha por sus propios sueños, esto a la larga sólo les llevará a una vida infeliz puesto que nos guste o no el trabajo cubre una parte importante de nuestra vida y ejerce una importante influencia en la misma.

¿Si te dijeran que tienes que trabajar todo el año en un proyecto de un cliente  y que a la hora de cobrar tendrás un 90% de posibilidades de que no te paguen incluso haciendo el trabajo bastante bien, lo harías? Probablemente no, algo parecido para con las oposiciones, es una pena la cantidad de horas que miles de españoles invierten durante uno o dos años en esto para no obtener nada, tal vez si invirtieran este tiempo en trabajar en proyectos que les motiven este país sería imparable.

Por mi ubicación geográfica (vivo en una ciudad con tres cárceles) conozco a muchas personas que estudian durante años para conseguir una plaza como funcionarios de prisiones, familias enteras donde se trata de la profesión familiar, una mentalidad que pasa de padres a hijos, ¿realmente merece la pena perder tantos años de tu vida (generalmente tu juventud) para trabajar en la carcel? y si obtienes plaza tienes que pasar unos años cambiando de centro hasta conseguir el que quieres ¿realmente vale la pena perder estos años alejado de tu familia, tus amigos, tu tierra? Y luego que ¿toda tu vida vigilando presos? ¿Haciendo tareas administrativas? viaja con tu mente al pasado y pregúntale a ese niño que iba al col ego con toda la ilusión del mundo ¿que quieres ser de mayor? Pregúntale a ese adolescente…¿que vas ha hacer para comerte el mundo? Pregúntale a ese recién licenciado ¿por donde comenzamos la aventura?

No hay nada más triste en la vida que dejar de soñar, porque al final el preso eres tú.

Fernández Saavedra

Hombre de negocios 3.0, Analista Programador y corredor de fondo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>