Incultura financiera Española I

img_fondos_cajas_ahorro

La incultura financiera española ha hecho mucho daño a nuestra sociedad, es ciudadano español por le general (lo dicen diferentes estudios internacionales) es inculto financieramente hablando, o al menos más inculto que nuestros socios europeos.

Todo empieza cuando un español consigue su primer trabajo (en prácticas que no llega a los mil euros de sueldo), ¿que es lo primero que hacemos cuando empieza a entrar dinero en nuestra cuenta? Exacto,  nos compramos un coche, y si es nuevo mejor y por supuesto financiado con intereses. Esto se traduce en que nos compramos un coche que vale 15000 euros (nuestro primer utilitario), pero pagamos 19000 (al añadir los intereses) y a los cinco minutos de estrenarlo nuestro coche ya vale 14000, es decir que hemos perdido en un momento unos 5000 euros que no tenemos.

Algo parecido pasa con las viviendas, a diferencia de los coches, estas se revalorizan con el tiempo, pero su precio fluctúa y hay que estar atentos porque en los últimos años los españoles hemos comprado pisos por 200.000 euros más otros 20.000 de intereses que ahora valen 100.000 euros y ya no hablemos de pedir un crédito personal para pagar la entrada porque el banco solo te hipoteca el 80% de la vivienda. Estas operaciones desde el punto de vista financiero son de muy alto riesgo.

Somos adictos a pagar intereses, cuando una empresa va bien “picamos” en los productos financieros que nos ofrecen los bancos como líneas de crédito o anticipos de facturas, todo esto implica aumentar la partida de gastos de la empresa manteniendo igual los ingresos teniendo como consecuencia el empobrecimiento de la empresa.

Adictos a los intereses y alérgicos al ahorro, no dedicamos ningún esfuerzo a esto, no le damos importancia a algo financieramente tan importante, en cuanto tenemos un dinero extra pensamos en que podemos gastarlo como si nos quemara.

Socialmente esta  bien visto firmar una hipoteca e incluso es motivo de celebración aunque financieramente sea un desastre y una condena perpetua a la pobreza. Mientras tanto el alquiler es considerado un derroche siendo completamente lo contrario en muchas ocasiones.

Y a todo esto le añadimos el miedo al tema tabú para la mayoría como es la inversión y la bolsa, de la que seguimos pensando que se trata de una ruleta rusa cuando puede ser algo inmensamente menos riesgosa que las operaciones citadas anteriormente.

Pero el dinero, por desgracia sigue estando mal visto en nuestro país.

Fernández Saavedra

Hombre de negocios 3.0, Analista Programador y corredor de fondo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>